El curioso pueblo de yo (21 habitantes) y sus pésimas relaciones sociales mientras ofician de directores de radio en una ciudad atiborrada de gente curiosa e inquieta por la velocidad de las cosas que van y vienen sin preguntar nada así que respiremos profundo no hay más que jugar porque.... ¿qué vamos a hacer si no?

Tuesday, February 22, 2005

EL CASO MALDONADO

Una de las cosas que más me estresan en la dirección de la 88.5 es lo que ocurre con la gente y sus historias personales, en especial la de Daniel Maldonado, nuestro locutor aquí en Chile. El pobre hombre lo pasa mal, muy mal. Bueno, lo pasaba. Les cuento: la otra vez iba pasando por el locutorio y escuché a alguien llorar. Entré y me percaté de que había alguien llorando debajo de la mesa. Y era él. Obviamente le pregunté "qué te pasa buen hombre, qué te aqueja de tamaña forma", y se sinceró. Ahí conocí parte de su dramática vida. "estoy harto de usar bermudas, andar con chalas y camiseta, de grabar entre cuatro y cinco de la tarde en la radio y partir hacia un día lleno de horas que llenar", me dijo, "horas repletas de minutos que a su vez contienen y contienen segundos". No pude más que abrazarlo y dejé que se desahogara. Lloró hasta que recordé que el tiempo es una idea del hombre, y que como tal, él podía cambiar su forma de pensar sobre ese concepto humano y poco animal. Le dije que teníamos que volver al animal, al contemplativo, al ser sin palabras y disfrutar de existir porque sí. Me miró como si hubiera tenido una visión, se sonó y me dijo "gracias, me has liberado" tomó su teléfono, llamó a unos amigos y partió a celebrar tomándose unos shops con unos amigos. Lo sigue haciendo, día a día, y eso que esto fue hace cuatro años. Qué lindo es hacer feliz a un hombre con angustia. Pienso en él cada vez que entró a una reunión tipo siete de la tarde, y no tengo para cuando.

1 Comments:

Blogger fró dice...

el consejo hipi de javi

6:18 PM

 

Post a Comment

<< Home